Quiromasaje… Introducción

Este artículo es el primero de, espero, una larga saga acerca de las terapias manuales. Confío en poder engancharos a estas terapias manuales poco a poco y en que sepais valorar lo importante de acudir a un especialista para chequear y equilibrar nuestro estado físico y mental.

Veamos cómo define Wikipedia el término:

El término ‘Quiromasaje’ se usa para definir los estudios de ámbito privado -impartidos inicialmente en España y posteriormente en otros países de habla hispana-, sobre el arte y la técnica de una modalidad de masaje. Desde un punto de vista etimológico, procede de la unión de la voz griega “κιροσ” o sea “quiros” (manos), con la voz “masaje” (amasar o apretar con suavidad). Así, Quiromasaje significa literalmente ‘masaje con las manos’ o “masaje manual”, y se usa dicho termino para diferenciarlo de los masajes mediante aparatos eléctricos o instrumentos mecánicos. Las técnicas de masaje se establecen y aplican en función del objetivo específico a conseguir.

El Quiromasaje, interviene en el organismo de varias maneras, ya que le ayuda tanto en el ámbito físico propiamente dicho, como en el plano psicológico.
Evidentemente, la acción física, en principio es la más evidente y espectacular. Sin embargo, no es menos importante la labor psicológica de esta milenaria técnica.
Vamos a tratar de enumerar las principales ventajas que tiene un buen Quiromasaje

En el plano físico:

– Favorece la circulación sanguínea, facilitando el transporte de oxígeno y de nutrientes a las células del organismo.

– Estimula el flujo linfático, lo cual ayuda a eliminar impurezas y sustancias tóxicas de nuestro sistema.

– Permite mantener la flexibilidad muscular, tan importante para prevenir lesiones y evitar la reducción de la movilidad articular.

– La reducción de la tensión y rigidez muscular y articular, nos permite aliviar de una manera muy especial, los dolores de cabeza, musculares de la espalda, etc.

– El uso de lubricantes naturales (aceites principalmente), incluso combinados con aromaterapia, hace que nuestra piel recupere cierto grado de tonificación y mejora notablemente su hidratación y aspecto. Además facilita la eliminación de las células muertas, mejorando el tacto notablemente.


En el plano psicológico:

– Favorece la liberación de las endorfinas, sustancias que nos ayudan a combatir el dolor, y nos proporcionan un elevado grado de satisfacción y sensación de bienestar.
– Nos permite reducir considerablemente el estrés, una de las mayores epidemias de la sociedad actual, y enemigo silencioso de nuestra mente.
– Minimizando el estrés, y equilibrando el sistema nervioso, nos ayuda a combatir el insomnio.

Los deportistas son los que más uso hacen de estas terapias manuales, imprescindibles tanto antes, como después del esfuerzo físico, así como en las competiciones y entrenamientos más exigentes.

Hoy en día los profesionales del masaje, forman parte de las plantillas de los equipos deportivos (fútbol, ciclismo, balonmano, baloncesto…), y en gran medida en la mayoría de los deportes individuales a partir de cierto nivel deportivo (tenis, golf, atletismo…)

Estoy seguro de que alguno de vosotros nunca ha recibido un masaje profesional. Desde aquí os animo a disfrutar de uno. Lo ideal sería hacerlo al final de la jornada, y si es tu último día laborable, mejor que mejor.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *