Madres deportistas y lactancia. ¿Compatible?

El Doctor Victor Canduela, Jefe de Sección de pediatría del Hospital de Laredo, nos da las pautas a seguir por aquellas deportistas que compaginan la práctica deportiva con la lactancia de sus bebés.

La lactancia materna es la forma natural de alimentar a los seres humanos, y por ello, más que hablar de las ventajas que tiene, habría que plantearse las desventajas de la lactancia artificial:

– Mayor riesgo de mortalidad en el primer año de vida

– Mayor riesgo de muerte súbita del lactante

– Mayor riesgo de infecciones

– Aumento, hasta 10 veces, del riesgo de tener que ser hospitalizado

– Aumento del riesgo de padecer, en edades posteriores, algunas enfermedades como diabetes, enfermedad celíaca o cáncer (Comité de lactancia materna de la Asociación Española de Pediatría).

Por otra parte el ejercicio físico es muy beneficioso a todas las edades y tiene numerosos efectos positivos en la salud materna:

– Mejora la función cardiovascular

– Mejora la calcificación de los huesos

– Ayuda a perder la grasa acumulada durante el embarazo

– Aumenta la fuerza muscular

– Estimula el sistema inmunitario

– Reduce el estrés y la ansiedad

– Aumenta la autoestima

– Produce sensación de bienestar.

¿Pero puede una mujer que está amamantando realizar ejercicio físico?

La práctica regular de ejercicio físico moderado, en madres previamente entrenadas, no tiene ninguna repercusión negativa en la composición ni en el volumen de leche.

Es posible que el ejercicio físico intenso, en mujeres sin entrenamiento previo, pueda producir una disminución en el volumen de leche y cambios en su composición, con un descenso en la concentración de algunos factores de defensa (la inmunoglobulina  A) y de la lactosa y un aumento de otros productos como el ácido láctico, que por su sabor amargo, podría provocar rechazo del pecho.

No obstante, este cambio en el sabor de la leche, suele ser bien tolerado por el lactante.

Por todo ello, la práctica de ejercicio intenso de forma continuada sólo es aconsejable en las deportistas profesionales.

¿Qué  tipo de deporte se recomienda?

La natación solo está contraindicada en el puerperio inmediato.

Durante la lactancia no son recomendables los deportes en los que exista riesgo de traumatismos en la mama.

Se puede practicar cualquier otro deporte siguiendo las siguientes recomendaciones:

– Realizar el ejercicio físico después de amamantar y utilizar un sujetador de deporte, preferiblemente de algodón.

– Como en cualquier otra circunstancia, un calentamiento previo es necesario para luego incrementar la intensidad del ejercicio progresivamente, evitando llegar a tener sensación de fatiga.

– Las madres que amamantan deben tomar unas 500 Kcal al día como gasto energético propio de la lactancia para mantener su peso.

– Las madres que deseen perder peso pueden combinar el ejercicio físico con una restricción calórica moderada siguiendo una dieta equilibrada, sin que ello tenga efectos negativos sobre la lactancia.

 Victor Canduela Matínez

Jefe de Sección de Pediatría (Hospital de Laredo)

@rodrican

canduela@gmail.com

pediatractual.blogspot.com.es

Bibliografía:

  1. Comité de Lactancia Materna AEP. Preguntas frecuentes sobre lactancia materna. Folleto. 2012
  2. Healthy Western Australia, Department of Health. More about breastfeeding. Health Pamphlet 2009
  3. www.e-lactancia.org

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


*