El ciclismo urbano está de moda

Es más que evidente que el ciclismo urbano no es un modo de desplazamiento más en el corazón de las ciudades.

Si bien es cierto que hasta hace dos o tres décadas el uso de la bicicleta como elemento de transporte se limitaba al entorno rural, en la actualidad se ha generalizado y especializado su uso en las grandes ciudades.

Razones para este auge

Son varias, entre otras, las razones que animan a la población urbana  a sustituir, en la medida de lo posible, el uso de elementos de transporte a motor (autobús, taxi, vehículo particular, motocicleta…) por bicicletas, especializadas o no en movilidad urbana:

          La concienciación medioambiental que viene acompañando a la sociedad provoca que determinados espectros sociales estén tomando la iniciativa y sean precursores en este tipo de medio de transporte.

          El ahorro de tiempo que conlleva desplazarse en bicicleta, evitando largas búsquedas de aparcamiento, atascos, etc.

          El ahorro económico que supone no depender del petróleo para acudir a nuestro centro de trabajo, de estudios o de ocio.

          La contribución a llevar una vida saludable que supone ejercitarse de manera regular. Basta media hora diaria de ejercicio, para que el organismo se vea beneficiado.

          La socialización. Muchos son ya los grupos de usuarios que realizan quedadas, recorridos en grupo, actos y eventos sociales con la mera disculpa del uso de las dos ruedas.

Orígenes

De lo que no podemos presumir es de ser los abanderados del ciclismo urbano en el mundo, ni tan siquiera en Europa.

Las grandes ciudades de los principales países europeos se iniciaron muchos años antes que nuestra sociedad, por no hablar de la sociedad americana.
Sin embargo, hay ya casi 4 millones de usuarios de bicicletas en entornos urbanos tales como ir al trabajo, desplazarse al centro de estudios, pasear o acudir a eventos sociales.

Comercios

A este gran crecimiento de uso urbano, no siempre le ha acompañado un sector de venta y mantenimiento especializado acorde a la emergente demanda del sector.

Ni en las grandes superficies podías encontrar unidades urbanas, ni personal especializado en ellas.

Algunas firmas como https://www.volavelo.com/ o su hermana https://www.santafixie.com/ han estado presentes desde el principio, atendiendo a los usuarios en su ámbito de influencia geográfica, como sobre todo al resto del territorio nacional, haciendo llegar al público tanto las referencias más importantes en el ámbito urbano, como en todos los accesorios, elementos de seguridad, etc. que han ido llegando principalmente del mercado europeo y americano.

Para muestra, un botón. En nuestra propia web, tenéis el “making of” de una de nuestras unidades: http://www.bikeandbreakfast.es/como-hacer-una-bicicleta-fixie/ Donde muchos de los componentes de esa unidad, fueron adquiridos en tiendas online que se indican en el propio artículo.

Seguridad

Los riesgos a los que se enfrentan los ciclistas urbanos tienen, generalmente, un origen cultural. Es decir, la sociedad española está lejos aún de entender y facilitar la convivencia de los vehículos a motor, los peatones y los ciclistas.

Los ayuntamientos en su mayoría están haciendo esfuerzos importantes en aras a racionalizar la simultaneidad de estos diferentes medios de desplazamiento: carriles bici, señalizaciones específicas, zonas prioritarias, etc.

Pero no será del todo satisfactorio hasta que los ciudadanos tengamos “cultura” en este ámbito. Sepamos respetar los diferentes espacios para cada uso, empleemos los elementos de seguridad apropiados, veamos y nos hagamos ver con claridad…

También el Estado, a través de los cuerpos y fuerzas de seguridad, y de avances en normativa específica, están acotando lo que antes era una jungla, y tratando de normalizar y regular los aspectos relativos a esta forma distinta de desplazamiento.

Las familias son un pilar fundamental para que próximas generaciones entiendan , respeten y hagan un uso coherente, práctico y seguro del pedaleo urbano.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


*